Cómo se computan las vacaciones

El derecho al disfrute de las vacaciones se computa por años naturales, caducando al año. Las vacaciones no son acumulables al año siguiente así que si no se disfrutan dentro del término del año se pierden aunque existen excepciones.

Todos aquellos empleados que cesen en su puesto de trabajo en el transcurso del año tendrán derecho al tiempo proporcional de vacaciones según el tiempo transcurrido. En el caso de que no sea posible su disfrute serán compensados en metálico.

Además si el trabajo se presta en jornada reducida o a tiempo parcial el derecho a las vacaciones no es en proporción a la jornada realizada sino a la jornada íntegra. Igualmente las bajas por enfermedad, maternidad o accidente de trabajo y las ausencias involuntarias se computan como tiempo de actividad laboral a efectos de calcular la duración de las vacaciones no pudiendo la empresa realizar ningún descuento. Si nos encontramos ante alguno de los supuestos de suspensión de contrato de trabajo por expediente de regulación de empleo, el derecho a las vacaciones no nace o su duración se reducirá proporcionalmente.

En caso de huelga si se trata de una huelga legal no se perderá el derecho a las vacaciones cosa que sí ocurrirá si nos encontramos ante una huelga ilegal.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *