Con la crisis aumentan los contratos de corta duración

La crisis económica golpea en todos los sectores y cada empresa intenta superarla como mejor puede. Una de las formas más habituales que emplea una empresa para cumplir con sus necesidades de producción es el recurso a contratos de corta duración. Esta práctica se ha extendido enormemente con las actuales turbulencias financieras. Esto ha dado como resultado que en 2008 se hicieran un total de 4,7 millones de contratos con una duración inferior a un mes. De ellos 2,7 millones fijaban una duración del contrato inferior a los siete días.

La inseguridad y la falta de estabilidad en el trabajo que producen este tipo de contratos supone un grave daño para la producción en las propias empresas que realizan la contratación ya que el trabajador apenas tiene tiempo para aprender qué se espera de él y cómo debe realizar su trabajo antes de que su contrato termine.

Y si necesitas buscar un abogado podrás encontrarlo aquí.

Tagged with 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *